145

¿Como elegir tu pareja para toda la vida?

relacion-shedsenn

1- Elige a alguien como si fueras ciego. Cierra los ojos y observa qué puedes sentir de esa persona, de su gentileza, su lealtad, su comprensión, su devoción, su habilidad para ocuparse de ti, su habilidad para cuidar de sí mismo como un ser independiente. En nuestra cultura nos basamos mucho en lo que vemos con nuestros ojos externos. Pero cuando miramos al objeto de nuestro amor, es mucho más importante lo que vemos con los ojos cerrados.

2- Elige a alguien que tenga la habilidad de aprender. Si hay algo que verdaderamente hace diferencia entre un amante para toda la vida y uno fugaz, es una persona que tenga la habilidad de aprender. Dice el refrán “el ignorante es poco tolerante”. Aquellos que no pueden aprender cosas nuevas, ver las cosas a la luz de lo nuevo, ser curiosos acerca del mundo y de cómo funcionan las cosas o las personas, a menudo se cierran y dicen. “No, esto tiene que ser así, de este modo” y para una relación de toda la vida es mejor estar con alguien que se abra y se cierre aprendiendo y evolucionando.

3- Elige a alguien que quiera ser como tú, fuerte y sensible a la vez. Para no confundir el significado de estas palabras, no relacionarlas con la rigidez y la fragilidad. La fuerza en el sentido en que es fuerte un árbol: pueden soplar fuertes vientos pero se sostendrá porque es flexible y se moverá para adelante y para atrás con el viento. Y en cuando a la sensibilidad, estoy hablando de ver, estar alerta a las cosas que están alrededor de uno. Algunas personas pueden necesitar una pequeña ayuda en esto, pero a menudo en algún en algún lugar profundo en su mente, o en su corazón, ya están despiertos y alerta a todas estas cosas, si bien no saben cómo articularlas. Y es por eso que el número 2 es tan importante: la habilidad para aprender. Puedes tener todas las posibilidades, todas las potencialidades del mundo para ser amable, amoroso, devoto, bueno y el mejor amante conocido del género humano pero si no puedes aprender a desarrollar ese potencial. ¡Entonces no sirve de nada!

4- Elige a alguien que cuando lo hieras, sienta dolor y te lo muestre. Y viceversa… elige a alguien que cuando te hiera, vea tu dolor y lo registre. Esto es muy importante. Hay muchos modos en que la gente muestra el dolor. A veces reclamando es una de las cosas que hacen las personas más extrovertidas. Reclaman, se vuelven locos… pero es su propia expresión de dolor. Lo peor es cuando le haces a tu compañero algo que no es amable, o que es impensado y él no muestra reacción. Como si no se permitiera a sí mismo mostrarse verdaderamente humano en tu presencia. Pasamos por muchas relaciones o unas cuantas, antes de encontrar a alguien con quien querríamos pasar nuestra vida. Sentimos las heridas en tantas relaciones que empezaban con grandes esperanzas pero que terminaban con fallas y accidentes. Por otro lado, te vas a encontrar con otro que no está intacto, que también está herido de algún modo. Como resultado de esto es que la habilidad de tu compañero de mostrar su dolor es tan importante como su habilidad para percibir tu dolor. ¡Es muy importante! Porque por naturaleza de las relaciones hay momentos de tensión en que presionamos o hicimos algo que lastimó al otro y esto no puede ser evitado completamente, pero no debe ser la misma herida una y otra vez. La gente tiene que aprender cada vez. Puede que alguien haya acumulado enojo y sufrimiento, heridas de los amantes anteriores, y haya adquirido así la habilidad de herir al nuevo amante y hasta ser desbordado por el deseo de herirlo. Entonces debe ser capaz de parar, de detenerse cuando ve el dolor en la otra persona.

5- Elige a una persona que tenga una vida interior. Trabajando, dibujando, escribiendo, a través de la meditación, la religión, algo que ame. Elige a una persona que esté en viaje y te vea como a un compañero de camino, un compañero de viaje. 

6- Elige a alguien que tenga pasiones similares a las tuyas en la vida. Una relación construye una memoria. Estas memorias, lo compartido, son el “pegamento” lo que une la relación. Por el placer que es recordar buenos tiempos juntos, pero también los tiempos duros. Si no hay nada que verdaderamente disfruten juntos, es muy difícil pasar estos tiempos con el otro. Aun cuando cada uno pueda ser muy distinto del otro y hacer cosas muy diferentes, tiene que haber algo, algo tan simple como descansar juntos en la bañera o secarse juntos el pelo al sol, o dar vuelta a la manzana cada noche, o cualquier cosa de estas muy simple… sé que estarás pensando, cepillarse juntos los dientes a la mañana… Si, poco más que esto.

7- Elige a alguien que tenga valores similares. En cuanto a tener hijos, al nacimiento de los niños, la familia, roles de hombres y mujeres y las ideas acerca del dinero y la religión. Tal vez todas estas cosas juntas son el ideal y no las puedas encontrar todas sobre todo al principio de la relación, pero puedes tener esto en cuenta. Elegir a alguien que tenga valores similares tiene que ver con disminuir las fricciones en la relación y estas cosas deben sintonizarse si ha verdadero compromiso. Esta sintonía debe darse también en un nivel pragmático y cuando se da en estos niveles prácticos en más fácil que pueda darse en otros niveles más sutiles.

8- Elige a alguien compasivo, a alguien que sea capaz de escuchar, a alguien que te dé tiempo. Particularmente si eres una persona impulsiva, al tener un compañero que no sea tan impulsivo como tú, eventualmente hallarás cierta lentitud que será buena para ti. También alguien que sea un poco lento, al estar con un compañero que sea bien distinto se acelerará un poco. Y podrán después de un tiempo hallar un ritmo propio de la relación. A veces las personas tienen que estar ocho o nueve años hasta tener este ritmo completamente desarrollado. Lleva tiempo construir un milagro… no un milagro porque estén juntos sino por la fuerza que hay en el centro de una relación por la profunda guía del amor.

9- Elige a alguien que se pueda reír de sí mismo. Poder hacer un chiste y reír de la situación y de sí mismo es muy importante. Pero supongamos que no tienes un compañero muy chistoso, elige a alguien que pueda parar una discusión y aprender a reírse de la situación (vuelve al punto 2, alguien que tenga habilidad para aprender)

10- Elige a alguien a quien puedas tolerarle las fallas y características. En los momentos de tensión y cansancio, las cosas que más te atraerían de un compañero, las cosas más encantadoras, serían las que después te volvería loca… Así que no pienses que podrías vivir con alguien que tiene cosas que realmente molesta a las otras personas y que para ti no son importantes porque él o ella las está haciendo y él o ella es tu amante. Hay algunas cosas que son intolerables en cualquier relación sea el matrimonio o las sociedades y los negocios. Tales como el alcoholismo, el abuso sexual, el juego, las actividades criminales, una persona que no dice la verdad, una persona que no te puede mirar a la cara, una persona por la que no podrías dar fe, una persona que habla mal a tus espaldas y manipula los escenarios para hacerte lucir como victimario a ojos de los demas. Todo eso sería construir una relación en un terreno inseguro.

11- Ser amigos y no-solo amantes. Y no es solo que digas “si yo sé lo que eso significa, significa que me guste y que lo ame” Significa más que eso y un modo de juzgarlo es pensar. ¿Harías por tu pareja lo que estás dispuesta a hacer por tu mejor amigo? ¿Estás dispuesta a escucharlo, estás dispuesta a hablar de las cosas de las que él tiene ganas de hablar, a prestar atención a los detalles de lo que dice o tiene ganas de hacer? Esto no significa que tengan que estar cuidándose el uno al otro siempre y para siempre, pero sobre ciertas bases y en algunos detalles por cierto que deben hacerlo. Entonces cuando pienses en lo que harías por tu mejor amigo y en lo que harías por tu amante, las cosas se aclararán para ti.

12- Elije a alguien que haga tu vida más grande y no más pequeña.

Texto: Clarissa Pinkola Estés.

Anuncios
0

Construyamos catedrales de amor

catedralamorHay héroes en todo el planeta. Personas que diariamente dedican su vida a tejer con sus manos los sueños de otros. Esos que construyen monumentos de amor hacia los demás y que, en la mayoría de los casos, lo hacen en el completo anonimato. Este video de Nicole titulado “La Mujer Invisible” nos ofrece un mensaje humano, bello y poderoso de esperanza a cada uno de ellos, a ti y a mi. ¡Feliz jueves!

0

Un techo para mi País (TECHO)

UnTechoParaMiPaisTECHO es una organización presente en Latinoamérica y El Caribe que busca superar la situación de pobreza que viven miles de personas en los asentamientos precarios, a través de la acción conjunta de sus pobladores y jóvenes voluntarios.

TECHO tiene la convicción de que la pobreza se puede superar definitivamente si la sociedad en su conjunto logra reconocer que éste es un problema prioritario y trabaja activamente por resolverlo.
techo<


0

Querida mujer…

557691_184025135049870_100835713368813_275972_539783390_nQuerida Mujer:

Venimos aquí hoy a ti como hombres comprometidos en ser más conscientes en todos los sentidos.

Sentimos un profundo amor, respeto y un sentimiento creciente de adoración por los dones de lo femenino.

También sentimos profunda tristeza por las acciones destructivas del inconsciente masculino en el pasado y el presente.

Queremos pedirte disculpas y reparar esas acciones, a fin de dar a luz una nueva era de co-creación contigo.

Al yo ser cada vez más consciente, me doy cuenta del rol de las energías masculinas y femeninas, dentro de mí, en ti y en toda la vida.

Sé que todos tenemos acceso a todo el espectro de estas energías.

También siento un creciente despertar a una dimensión más allá de todas las dualidades, libre y abierta…como el cielo.

Me comprometo a vivir y administrar una masculinidad que nos honre y celebre como iguales.

Sé que con el fin de honrarte realmente como mujer multidimensional,  debo estar plenamente presente en mí, y en los dones que poseo para compartir contigo.

Juntos podemos crear grandes milagros al nutrirnos el uno al otro de una manera consciente, tratándonos con reverencia y respeto, y adorando la divinidad expresada tanto en la energía masculina como en la femenina.

Como hombres, nuestra relación con el Femenino ha sido casi siempre inconsciente. Siento mucha pena que por tanto tiempo la Mujer y la Energía Femenina hayan sido subyugadas y oprimidas.  A través de la historia los hombres te han violado y abusado,  quemado en la hoguera…comprado y vendido tu cuerpo a cambio de placer sexual  ocupando posiciones políticas y religiosas de poder relegándote a posiciones serviles obligándote a tapar tu cara e incluso mutilar tus órganos sexuales de placer.

Puede que yo mismo no haya hecho esto,  pero soy consciente de las fuerzas inconscientes de la psique masculina  que se han sentido amenazadas por el Femenino y por eso han buscado dominarlo. Muchos de los hombres que te han suprimido y abusado ya no están vivos.

Dentro de los que vivimos, aún muchos hombres no serán capaces de disculparse…porque viven encadenados en una prisión de ira, vergüenza y miedo.

En nombre de todo mi género, te pido disculpas por nuestras acciones inconscientes cuando estábamos iracundos y asustados, en las manos destructivas de nuestra psique. Yo elijo no contribuir más con esas fuerzas y a no ser dirigido por ellas en mi propia vida.

Te ofrezco estas disculpas con la esperanza de poder comenzar de nuevo en un espíritu de co-creación.

Yo reconozco que las religiones de los últimos miles de años han sido principalmente fundadas y propagadas por los hombres. Pero todo lo que hemos realmente conocido es la expresión masculina de esas cosas.

Como resultado, hemos suprimido espiritualidades más sinceras, conectivas e inclusivas.

Me comprometo ahora también en honrar la espiritualidad basada en la divinidad femenina.

Como hombres, nuestra relación con nuestro planeta y sus recursos a menudo ha sido motivada por la competencia, la adquisición y la dominación.

Hemos creído erróneamente que la expansión podría protegernos de la usurpación y en el proceso violamos el carácter sagrado de la Tierra y perturbamos sus ritmos naturales.

Me comprometo a escuchar a la intuición que tienes de cómo sanar nuestro planeta y hacerlo prosperar.

Honro tu intuición y tu profunda capacidad de sentir.

Como hombres, a menudo hemos devaluado los sentimientos y la intuición a favor de una visión dominada por los datos y la lógica.

Esta forma de ser parecía necesaria para mover a la humanidad más allá de la superstición y la animalidad,  pero en el proceso hemos perdido en gran parte el corazón por la vida.

Me comprometo a respetar las artes de la sensibilidad, la intuición y la sabiduría del corazón femenino, para que juntos podamos integrarlas en una visión equilibrada de la vida, que honre e incluya todas las sabidurías.

Honro la belleza y la integridad de tu cuerpo.

Cuando a través de nuestros cuerpos nos cuidamos el uno al otro con devoción consciente, no hay fronteras para el amor que podemos generar.

Siento dolor que los hombres hayamos utilizado tu belleza como una forma de comercio en la prostitución y la pornografía.

En manos de la lujuria, a menudo carecimos de las habilidades para intimar con gracia o para tomar un “NO” por respuesta.

Adopto una postura en contra de cualquier forma de comercialización forzada o sin alma de la belleza de la mujer,  y respeto tu cuerpo porque te pertenece a ti.

Honro tu capacidad para la resolución pacífica de los conflictos, tu capacidad para disculparte con eficacia y perdonar con gracia.

Nosotros, los hombres hemos librado guerras sin fin sobre nuestros desacuerdos…

En el acto de defensa de nuestras tierras y de proteger a nuestras familias, nos convertimos en adictos a la lucha misma.

Por el contrario, es raro encontrar una invasión o una guerra instigada por una mujer, y por la violación, el asesinato, los corazones rotos y las familias que resultaron dañadas a raíz de ellas.

Damos la bienvenida a tu sabiduría en la creación de un mundo que pueda vivir sin recurrir a la destrucción.

Honro tu capacidad de escuchar a tu cuerpo y sus necesidades de alimentación, descanso y recreo.

Yo celebro tu capacidad de prestar atención a lo que es aquí y ahora.

Como hombres, nuestra preocupación con las metas y los resultados a menudo nos han dejado exhaustos y no nos ha permitido estar disponibles para una relación.

Sabemos que también las arrastramos a este desbalance,  frustrando a menudo su deseo de conectarse con nosotros.

El tiempo para alcanzar una manera centrada de ser, esta ya sobre nosotros.

Doy la bienvenida a tu sabiduría para mantener el equilibrio en nuestros cuerpos y en las formas de encontrarnos.

Honro tu sentido de la justicia compasiva.

En nuestro sistema de justicia, los hombres hemos dominado a través de jueces y policías, construido prisiones y reverenciado el principio del castigo.

Te doy la bienvenida a trabajar juntos en traer el corazón de regreso a nuestro sistema de justicia.

También sé que la economía mundial ha estado dominada por el inconsciente masculino, creando a menudo un sentido de la escasez y la codicia. Como resultado, muchas personas han quedado pobres y desposeídas.

A través de tu sentido natural de la crianza y la abundancia, sé que podemos trabajar juntos para crear una economía global verdaderamente consciente y amorosa.

Al pedirte disculpas por los daños que los hombres te han causado, reconozco que yo y muchos de mis hermanos también se han sentido heridos por nuestras madres, nuestras hermanas, nuestras parejas y ex parejas.

Estoy dispuesto a sentir ese dolor totalmente dentro de mí…y dejarlo ir.

Te perdono por cualquier forma en que puedas haber actuado inconscientemente, como yo me perdono a mí mismo y a mi género por nuestro caminar dormido.

A partir de este día, y siguiendo adelante el camino, me comprometo a tratar a tu corazón como el templo sagrado que es, y me comprometo a honrar lo femenino en ti y en mí y en mi relación con toda la vida.

Sé que al dejar atrás el pasado y unir las manos en el presente, podemos crear una verdadera sinergia de nuestras fortalezas.

Juntos, no hay nada que no se pueda lograr.

Juntos, podemos hacer milagros,

Juntos, podemos hacer milagros,

Juntos, podemos hacer milagros,

milagros, milagros, milagros!